El origen de los continentes

Teorías sobre el origen de los continentes.
0
11
182 visits

TEORÍA DE LA DERIVA CONTINENTAL

Esta hipótesis fue planteada por Wegener, según la cual, los continentes no están fijos en una posición, sino que se han desplazado y se están desplazando por la superficie de la Tierra.

Para Wegener; debió haber existido una única y gran masa de la Tierra, a la que llamo Pangea (toda la Tierra), estando el resto del globo cubierto por un océano llamado Panthalassa. Esta gran masa de Tierra después de evolucionar 20 millones de años y debido a la acción centrifuga originada por la rotación de la Tierra, se fragmentó e inició un movimiento de deriva o traslación. Esta rotura de Pangea se produjo simultáneamente al norte y al sur del bloque África-Sudamérica formándose dos continentes:

Al norte quedó lo que hoy es Norteamérica y Asia, que Wagener llamó Laurasia, al sur, Gondwana, formada por Antártida, Australia e India. Asimismo producto de la deriva continental se dio la formación de las cadenas montañosas.

Los principales argumentos en las que Wegener fundamentó sus hipótesis fueron

  • Los continentes proceden de una sola y única masa continental que se fragmentó, iniciándose un movimiento de traslación relativo entre ellos. Los continentes se habían desplazado hacia el oeste por una lenta traslación denominada "deriva de los continentes".

  • Las semejanzas entre las líneas de las costas de ciertos océanos como el atlántico. Por ejemplo, se observa la fractura en forma de "s" en los contornos de la costa occidental de África y la costa oriental de América del Sur, donde América, Europa y África podrían encajar perfectamente, como un rompecabezas.

  • La separación de la Pangea y la deriva continental, ocurrió por las fuerzas de atracción de la Luna y del Sol, a las que se unió la fuerza de rotación de la Tierra.

  • Fósiles de animales semejantes, entre los litorales del Océano Atlántico.

  • Simultaneidad de las glaciaciones que se produjeron en América del Norte, como en Europa y Asia.

TEORÍA DE LA TECTÓNICA DE PLACAS

El estudio de la hipótesis de Hess, sobre la expansión de los fondos oceánicos, y la de Alfred Wegener, sobre la deriva de los continentes fueron la base para elaborar la teoría de la tectónica de placas, que ha sido estudiada por numerosos científicos, entre los que destacan: G. Hess, Dietz, Holmes y otros.

Esta teoría, parte de que la corteza terrestre está dividida en grandes fragmentos o placas distintas, que flotan en la capa móvil y superior del manto llamada astenósfera, de aspecto viscoso, debido a la elevada temperatura por la cual las placas pueden moverse libremente. Estas placas, cuyo espesor varía entre 160 a 150 Km, se encuentran en construcción y destrucción continua, cuyos límites son las dorsales oceánicas y las zonas de subducción donde se forman las trincheras o fosas oceánicas . Aquí en ellas, la actividad volcánica es muy intensa.

Las fosas son entalladuras estrechas y muy profundas que se encuentran al borde de los continentes o de un archipiélago. (ver figura ). La mayor parte se encuentra en el Océano Pacífico. La más profunda es la fosa de las Marinas a 10,910 m., de profundidad.

A lo largo de los sistemas de dorsales oceánicos (grandes cordilleras volcánicas) se separan las placas y se forman grietas o rifts , que favorecen el desarrollo del vulcanismo, que es la salida del material ígneo; al enfriarse, se forma una nueva capa en el fondo del mar, lo cual provoca su expansión y la creación de nueva corteza terrestre.

Las placas tectónicas están delimitadas por las zonas de subducción, por las dorsales oceánicas o zonas de renovación y por las zonas de fallas transformantes, donde una placa se desliza junto a la otra a lo largo de grandes fracturas. La separación de las placas es de 1 a 10 cm por año.

Por otro lado en las regiones o zonas donde los fenómenos telúricos como los sismos (movimientos vibratorios de la corteza terrestre) y la actividad volcánica son muy intensa, coincide con el área de choque de las placas tectónicas.  

Teorías sobre el origen de los continentes

La formación de la Tierra ha sido una de las cuestiones más estudiadas y debatidas a lo largo de la historia. Hay muchas teorías que tratan de explicar la formación de los continentes. Desde las teorías sobre el origen divino de la Tierra y lo que en ella habita, hasta las más complicadas explicaciones científicas, la formación del mundo ha sido a lo largo de la historia de la humanidad una de las cuestiones más estudiadas y debatidas por historiadores, científicos y pensadores de todo el planeta. A partir de entonces, sabemos que todo en la Tierra, incluso las grandes masas continentales aparentemente fijas por su composición y densidad, tiene movimiento.

Los estudios realizados han servido para fundamentar numerosas hipótesis acerca de la formación de los continentes. La más adecuada es la teoría de la Tectónica de Placas que sostiene que la litosfera o corteza terrestre, está dividida en placas colocadas encima de la Astenósfera, (capa situada encima del manto, que por su elevada temperatura, estaría en estado viscoso), por lo cual se mueven las placas una en relación a otra. Para comprender y complementar la teoría mencionada, es preciso tener en cuenta las siguientes hipótesis que derivan de teorías entre las cuales podemos mencionar:

  1. Teoría de la deriva continental.
  2. Teoría de las corrientes convectivas
  3. Teoría de la expansión de los fondos oceánicos.
  4. Teoría de la contracción de la corteza terrestre.
  5. Teoría de la Tectónica de Placas  

TEORÍA DE LAS CORRIENTES CONVECTIVAS

Sostiene que la diferencia de temperaturas y densidad de las rocas plásticas del manto originan corrientes convectivas (transporte de calor de un fluido), las cuales expulsan hacia la superficie nuevos materiales que agrandan y mueven la corteza oceánica y continental. Se cree que esta teoría da origen a la teoría de la tectónica de placas.  

TEORÍA DE LA EXPANSIÓN DE LOS FONDOS OCEÁNICOS

Expuesta por Hess en 1960 y por Dietz en 1961. Esta teoría afirma que la Tierra está en proceso de expansión, por lo que su corteza se rompe a lo largo de las líneas de fractura, por donde sale material a grandes presiones para formar nuevas montañas. Los estudios realizados en los fondos oceánicos han demostrado que las rocas situadas en los centros de los océanos son más jóvenes que aquellas que se encuentran cerca de los continentes, lo cual origina la creación de una nueva corteza oceánica. 

TEORÍA DE LA CONTRACCIÓN DE LA CORTEZA TERRESTRE

Sostiene que, a causa del enfriamiento del manto (capa sobre la que reposa la litosfera o corteza terrestre), se producen facturas en la corteza terrestre, por donde sale nuevo material que forma montañas y cordilleras paralelas a la costa litoral. Estas dos últimas teorías están todavía en proceso de investigación y, al igual que las demás, no pasan de ser una idea sobre la cual giran numerosos procesos científicos para verificarla o desecharla.  

17 Aug, 2018