Las posiciones mas extremas en la cama

¿Te gusta vivir al extremo? Checa estas posiciones que puede que tu mundo sexual cambie, o que sea un nuevo reto para la cama.
0
5
152 visits

Genera nuevos aires

A veces es importante cambiar de rutina y mas en la cama, aquí te mostramos nuevos retos tan divertidos un placenteros que tu pareja y tu querrán practicarlos constantemente hasta que les salga a la perfección, a mejorar la técnica en la cama.

El sapo

El hombre está sentado en el borde de la cama, los pies en el suelo. La espalda de la mujer apoyada en su pecho, los pies sobre la cama con las rodillas flexionadas. Ella provoca un movimiento de vaivén apoyándose en manos y pies. El hombre puede acompañar el movimiento levantando con las manos el trasero de ella. Puede así mismo acariciar el pecho y el clítoris de su pareja. Con esta postura la penetración es muy profunda.

El pino indio

La mujer apoyada en las manos con los brazos extendidos. El hombre al borde de la cama le levanta la pelvis mientras ella desliza las piernas por debajo de sus brazos. La postura del pino indio requiere cierta agilidad y que sólo se puede mantener durante unos minutos.

La estrella de mar

La mujer se dobla hacia delante y es penetrada por el hombre, que se encuentra medio sentado. La mujer, apoyándose en los pies, se mueve lentamente, mientras que el hombre puede besarle toda la espalda. La postura de la estrella de mar necesita bastante agilidad, pero permite descubrir nuevamente aquellas partes del cuerpo que han caído en el olvido.

El helicóptero

Con esta caliente postura de 360 grados, te sentirás una máquina sexual. El hombre está tumbado sobre la mujer, la penetra y luego se mueve, con ayuda de los brazos y piernas en círculo sin romper la unión.

 

El Mono

El hombre está tumbado boca arriba y flexiona las rodillas hacia su pecho. Ella se sienta de espaldas y se recuesta en los pies de él. Cuanto más peso apoye en sus piernas, más fácil será para su compañero. Original e intensa, gracias a la profunda penetración, “el mono” garantiza momentos muy sensuales. Pero, sobre todo la mujer, necesita fuerza muscular y sentido del equilibrio para esta postura. Si la pareja se coge mutuamente de las muñecas, resulta más fácil.

Ratings
(3 votes)
Your rating